Jueves, 06 de septiembre de 2012

En la noche del 16 al 17 de agosto, en la Residencia de San Francisco Javier, robaron los cables de la caja de registro que hacen posible que las instalaciones estén provistas de electricidad.

Aquello fue una pesadilla, estuvieron casi 24h sin luz y resultó complicadísimo (debido a la fecha y la hora a que se dieron cuenta de que no era una avería sino que un robo de cables), encontrar una empresa que solucionara el asunto.

El personal, los usuarios, y la propia comisión ejecutiva pasó un día malísimo, no obstante al final se consiguó solucionar.

Después para aliviar un poquito el disgusto, los usuarios y el personal se dio un homenaje tomándose unos langostinos con una cervecita sin.

¡Bien hecho!

Los ancianos felices, que es lo que importa.


Tags: rsfj, robo, agosto

Comentarios